Hogtied militar

En esta sesión de bondage vestida atada de militar escogimos la idea de hacer un simple y firme hogtied.

El hogtied es quizá una de las posiciones más famosas usadas en bondage, tanto a nivel profesional, como en las fantasías personales de cada uno y una. Es una posición sensual, es muy fácil de hacer, es rápida, transmite muy visual el erotismo de la indefensión atada y la inmovilidad, no se necesitan muchas cuerdas, y es muy efectiva.

Pudimos hacer la sesión con una larga cuerda de más de diez metros de longitud, y una mordaza de color rojo para transmitir la imagen de estar amordazada.

27 abril 2018.

Bondage atada en el barro

Esto es barro, sí, sí, barro, el barro encharcado que se forma por la lluvia.

Ha sido una sesión genial, con Alexia que es una modelo extraordinaria, en unas fotos increíblemente emocionante. La dificultad fue atar a la modelo en el barro, porque resbalaba mucho el barro. Teníamos que atar a la modelo tumbada en el suelo, y éramos nosotros los que resbalábamos.

Por si alguien quiere saber cómo terminó Alexia, se puso media hora a tomar el sol, por encima de los veinte grados, con el barro en su cuerpo. Decía que era como un masaje, suave y relajante. Se limpia sin problemas. Sólo es barro de la naturaleza.

24 abril 2018.

Atada enfrente de un gigantesco puente con arcos

Gigantesco e iImpresionante escenario, en el que fue un divertido reto conseguir en la foto la perspectiva buscada.

Queríamos enfocar el lugar enseñando toda su grandeza. De todos modos, no aparece toda la construcción en su longitud. Es el doble de largo de cuanto se ve en la foto, pero la maleza baja y el bosque condensan el espacio, y se necesita un objetivo especial.

No buscamos un bondage complicado. Unas ataduras como un arnés rodeando su torso, con los brazos cruzados sobre su ombligo y apresados contra su cuerpo, fue suficiente para hacer varias tomas distintas en una sesión fascinante.

20 abril 2018.

Qué es bondage hogtied

La posición de hogtied casi podríamos decir que está entre las posiciones favoritas de las personas que practican bondage. Durante muchos años, el hogtied fue la técnica estrella del bondage. Hay muchas razones por las cuales está posición tiene mucho éxito y aceptación. En primer lugar, se necesita muy poco material, con respecto a otros estilos de bondage. Tres cuerdas pequeñas de cinco metros cada una, o incluso una sola cuerda de diez metros, es suficiente para hacer un hogtied firme y efectivo.

En segundo lugar, es una posición que la gente puede verlo de muchas maneras diferentes. Puede ser un hogtied erótico, puede ser sensual , excitante, puede ser artístico, puede ser duro, y muchos otros adjetivos. Da mucha variedad, puedes hacer ataduras muy distintas, de distinto nivel, bien sea light o duro, y la cantidad de las cuerdas, el escenario o las modificaciones dentro del posado, pueden hacer que la posición sea artística o sea erótica.

Otro punto a favor de su éxito es que es muy fácil de hacer. En dos minutos ya está hecho, y la persona atada puede sentir una importante excitación, debido a la gran indefensión que percibe, en el caso de ser una fantasía sexual. Por el contrario, si el objetivo es artístico , es una posición con encanto y muy atractiva para la gran mayoría de público que le gusta el bondage. También cabe decir que es incómoda, porque no es la posición de descanso natural elegida por el cuerpo. El forcejeo entre las muñecas y los tobillos genera un desgaste físico, y es una posición que en el tiempo prolongado es cansada . No da mucho margen de movimiento, e incluso en los hogtied muy logrados, muy trabajados y tensos, impide a la persona atada poder ni tan siquiera girar en el suelo, salvo logrado con mucho esfuerzo.

Os voy a explicar cómo se hace un hogtied clásico, escrito fácil para no aburrir para aquellas personas que lo quereis probar en vuestra vida privada y personal, y que siempre de mutuo acuerdo y ambos/as libre y voluntariamente, queréis llevarlo a la práctica sexual.

En bondage lo ideal es usar cuerdas. Tres cuerdas de cinco metros son suficientes para realizar un completo y buen hogtied. Muy sencillo. Es una buena medida para empezar, y con el tiempo y la experiencia vosotros/as mismos/as sabréis encontrar las medidas de longitud adecuadas a vuestra fantasía.

Atar no significa liar las cuerdas en torno a las muñecas de la persona, apretar y ya está, que las personas no somos un jamón como bien sabéis. También en la posición de hogtied debe de tenerse en cuenta la fuerza que realizan las piernas flexionadas, cuando quieren volver a su cómoda posición. Las cuerdas lo evitan, y en ese gesto se realiza una fuerza añadida en las cuerdas de las muñecas, donde suelen apretarse las muñecas con las cuerdas, y puede molestar mucho a las personas que desconocen esas sensaciones propias de un hogtied muy duro dentro del campo profesional.

Es recomendable hacerlo en tres partes. La primera parte es atar los brazos a la espalda por las muñecas con una cuerda, dando vueltas horizontales rodeando las muñecas, y el último medio metro atar en sentido contrario entre los brazos.

Con las manos atadas, se repite la misma operación en los tobillos, atados juntos. Una vez atadas las muñecas y los tobillos, es el momento de usar la tercera cuerda. Esta cuerda se pasa entre el espacio interior de las dos piernas, por encima de la cuerda de los tobillos, y se estira hacia las muñecas. De este modo veréis que las piernas se doblan hacia atrás. Los talones de los pies casi quedando tocando el culo de la persona atada cuando el hogtied es muy tenso entre las cuerdas. En caso de no haber mucha tensión en esta tercerca cuerda, las piernas tienen un relativo margen de recobrar la posición hasta formar un ángulo recto con los muslos.

Cuando ya habéis aplicado la tensión que os gusta a todos/as, se vuelve a pasar la cuerda por el espacio interior de los brazos, por encima de las muñecas, y rodeando en dirección vertical, bajando entre el hueco interior de los tobillos y volviendo a subir por encima de las muñecas, en repetidas veces.

Hecho esto, sólo falta aplicar el nudo, y el hogtied ya está conseguido. Es rápido . El resultado de la práctica es la completa indefensión de la persona atada. Los brazos quedan inmóviles a la espalda. Las piernas también quedan sin ninguna utilidad. Las piernas quedan dobladas y "obligadas" en una posición inalterable, que impide cualquier gesto como puede ser, a modo de ejemplo, ponerse en pie, estirarse, doblarse, etc. El hogtied, con tan sólo tres cuerdas, es completo, perfecto y seguro .

Debéis de tener en cuenta que el hogtied es una posición muy agotadora e incómoda, y hay muchas personas que esta práctica no es de su gusto. Se debe de tener en cuenta también la edad de la persona, su sexo, su forma física, su altura y su peso, pues todos estos factores influyen muy notoriamente en el cansancio y la comodidad.

Como en cualquier otra fantasía erótica, podéis aplicar diversos complementos a la indefensión proporcionada por la posición del hogtied. Podéis, por ejemplo, usar la fantasía de los ojos vendados , que es más erótico por el hecho de no saber en qué zona de tu cuerpo depositará la mano tu pareja, o dónde aplicará las próximas caricias, besos o roces e incrementa la sensibilidad de todo el cuerpo.

Otro complemento es una mordaza para desarrollar el juego erótico con las sensaciones de estar amordazado/a. Si no tenéis experiencia en mordazas, es mejor adquirir experiencia previa en otras fantasías más sencillas.

Recordar muy importante, que siempre hay que preguntar a la persona, que libre y voluntariamente ha depositado la confianza en vosotros/as para ser atado o atada, cómo se encuentra , si le aprietan las ataduras, si está cómoda, etc. Las preguntas deben de ser siempre más continuas mientras menos experiencia se disponga, y si sois personas sin experiencia o principiantes. Es habitual que el primer intento no salgan perfectas las ataduras. Se ha de tener paciencia y disfrutar de la fantasía con inteligencia y sentido común.

Otra recomendación es tener siempre a vuestro alcance unas tijeras. El hogtied es una posición que puede provocar dolores musculares de diferente causa en la zona femoral de ambas piernas, sobre todo. En caso de producirse dolores o tirones musculares, o cualquier otra indisposición de la persona atada que requiera su rápida liberación, finalizar el juego inmediatamente, si es necesario cortando las cuerdas.

Aunque sea vuestra fantasía, es obligatorio iniciarse poco a poco y paso a paso.

En el caso de fantasías con personas que no son parejas estables, pudiendo ser a modo de ejemplo relaciones esporádicas, ocasionales, o gente que se conoce ligando, recordamos que las fantasías siempre deben de ser aceptadas, libre y voluntariamente, por todas las personas participantes. Queda terminantemente prohibido obligar, coaccionar, amenazar o chantajear a las personas para la aceptación de una fantasía sexual que no es de su gusto y en contra de su voluntad. Está prohibido insistir, ser pesados o intentar convencer. No es no, y esto está muy claro. Hay gente que no le gusta. Máximo y completo respeto por su decisión. También hay millones de personas en todo el mundo que sí les gusta. Por eso somos diferentes todas las personas. Sólo hay que buscar, preguntar y hablar.

18 abril 2018.

Atada bondage con ropa militar camuflaje

Estos días hemos trabajado muchas sesiones bondage atada con ropa militar, y esta nueva sesión fue con las piernas atadas en un hogtied y tumbada en el suelo.

Alexia estaba atada con las cuerdas rodeando su cuerpo en un arnés de cuerdas muy cómodo y que se puede soportar sin problemas durante largo tiempo. amordazada con el ballgag rojo, y vestida con la ropa militar de estampado camuflaje elegida esta vez para estas sesiones.

Fueron unas fotos sencillas, porque ese mismo día habíamos programado otras fotos en el mismo lugar, un puente gigantesco con grandes arcos.

17 abril 2018.

Otra sesión atada a un poste en bondage outdoor

Alexia está atada recta al poste, con cuerdas atadas por los tobillos, los gemelos, por debajo de las rodillas, por encima de las rodillas y a la altura de los muslos, atadas al poste todas las cuerdas.

En la parte superior del cuerpo desnudo decidimos atar a Alexia haciendo una voluminosa anchura en las cuerdas que la rodeaban por la cintura y por encima del pecho, atada contra el poste.

Otra pequeña cuerda fue suficiente para atar sus muñecas por detrás del poste, porque las estratégicas cuerdas desde los tobillos hasta el hombro conseguían que no se pudiera mover ni doblar.

12 abril 2018.

Atada a las rocas de la montaña

En nuestras excursiones por las montañas solemos también explorar laderas, paredes, y todo tipo de rincones.

Hemos hecho en otras ocasiones sesiones atada encima de las rocas o en una roca, pero me di cuenta que nunca habíamos hecho un bondage atada a la roca, con las cuerdas atadas a las rocas. Fue la primera vez, y todo un reto, sobre todo por las dificultades de la baja maleza.

Fue coger las cuerdas e ir atando, pasando las cuerdas por los brazos y por los ángulos de las rocas, en un ir y volver de la roca al brazo y viceversa que nos hizo subir y bajar por las rocas como cabras montesas.

08 abril 2018.

Suspension Bondage con Sakura Strike

Hemos conocido a Sakura Strike. Es una chica maravillosa, y una excelente profesional. Le gusta el bondage porque es arte, y ha sido muy encantadora.

Las fotografías en naturaleza siempre son muy bonitas, y le enseñamos algunos árboles encantadores y muy seguros, porque Sakura Strike quiso hacer en su primera sesión una suspensión.

Los tonos verdes del paisaje quedaban fantásticos con el color de su pelo, alumbrado y muy brillante por el sol. Hicimos los brazos atados a la espalda, y las piernas separadas atadas por los tobillos, porque así Sakura podía hacer bellos posados.

04 abril 2018.

Sesiones de fotos con nueva modelo Sakura Strike

Sakura Strike es una chica impresionante, muy simpática, muy profesional, muy guapa, y muy buena modelo

En esta sesión hicimos un bondage atada de pie, con mucha cuerda rodeando sus piernas, continuando por su cuerpo, y subiendo una cuerda vertical uniendo todas las cuerdas alrededor de su cuerpo. Las manos están atadas a la rama superior, y comenzamos a hacer las fotos.

Ha sido genial, y muy interesante trabajar con una modelo de otro país con sobresaliente cultura, muy buena, inteligente, y con perfecto respeto por el bondage y la profesionalidad. ¡Es maravillosa!.

04 abril 2018.

El concepto de "peligro" en bondage

Hay una historia que refleja muy bien el concepto de lo que es peligroso... ¡¡o no!!. Es muy fácil de resumir esta historia. Yo estaba hablando con una chica. Me contó con un tono de voz nerviosa que le gusta el bondage, pero no había posado nunca en fotos bondage porque le daba miedo que le pudieran ocurrir cosas. Me lo dijo, y justo a continuación me explicaba contenta que se iba tres semanas a Bulgaria con un chico que había conocido hacia una semana en las calles de Barcelona, y le había invitado a ir a Bulgaria con él. ¡Yo no lo entiendo! ¡Que alguien me lo explique! ¡Porque yo pienso que es al revés! Yo pienso que lo peligroso es irte tres semanas a Bulgaria con un chico que te invita y que has conocido hace una semana.

En mi opinión, los conceptos de peligro y la sensación de miedo se debe a tres factores, que son la ignorancia, el desconocimiento y los prejuicios. En el caso de los miedos por estúpidos prejuicios, yo no trabajo con este tipo de personas . ¡Ni les hablo ni me interesa conocerlas!.

Los miedos basados en estas estupideces es problema de los cobardes y ni tan siquiera me esfuerzo en darles alguna explicación. No me interesa nada esta gente, ni profesional ni como amigos y ni quiero conocerlos, o conocerlas.

Yo voy a dedicar el artículo a hablar de los peligros sí reales, que deben de evitarse en las sesiones bondage.

En primer lugar, hablaremos de dónde NO se debe de poner cuerdas. No se debe de poner nunca una cuerda en contacto con el cuello . El cuello es una zona que no se debe de tocar nunca. Hay que recordar a la gente que el juego erótico o la fantasía sexual de la asfixia es de los que causa mayor número de muertes por accidentes durante el sexo. Una cuerda en contacto con el cuello es un peligro, porque puede hacer opresión con cualquier mínimo movimiento, aunque sea sin intención, y no se debe de poner nunca . Sé que lo he dicho antes, pero la respiración debe de ser siempre completamente normal.

En segundo lugar, hablando de los peligros sí reales, las personas es otro de los puntos a valorar en todo peligro. Quizá es el punto más importante junto con el primero mencionado, porque vivimos en una sociedad cada vez más llena de locos, psicópatas, violentos e imbéciles sexuales. No es ninguna sorpresa, y tampoco es ningún secreto . El ser humano el mayor depredador del planeta, el animal más peligroso, y eso que existen tiburones, leones, cocodrilos y muchos más. ¡Pero no! Todas estas especies son como corderos si los comparamos con la gente. ¡El animal más peligroso es el ser humano! .

El tercer punto es cumplir un paso previo, imprescindible y obligatorio, en todo juego o sesión, que es la comunicación. Hay que hablar en los días previos, y hay que preguntar. ¡Mucho! ¡Muchísimo! Hay que preguntarlo todo, y que no quede ninguna duda. Tienes que preguntar todo lo que quieras, y todas las respuestas deben de ser sinceras, claras, directas, naturales, espontáneas. Os han de responder sin evasivas, sin tartamudeos, sin dudar, y todas las preguntas tienen que ser sin miedo y sin vergüenza. ¡Pregunta! Si no responde, ¡que se vaya a la mierda! .

El cuarto punto es valorar, en mi opinión personal, que quizá el factor confianza es un factor engañoso, porque no es fiable completamente, y os comento por qué. Un profesional del bondage puede ser mucho más fiable que un amigo tuyo que conoces de toda la vida, porque el profesional trabaja en esta temática, y la experiencia para mí es un factor mucho más importante que la confianza. En mi opinión personal, es mucho mejor hacer bondage con alguien que lo practica cada semana , en lugar de hacerlo con un amigo o una amiga que no lo ha hecho y no tiene práctica, ya que aumenta el riesgo de accidente por su falta de experiencia.

En mi opinión personal, valoro mucho mejor la experiencia profesional que la confianza personal en esta temática, porque una correcta decisión elimina todos los demás riesgos y peligros que pudieran surgir, como pueden ser lesiones, accidentes o encontrarte un puto imbécil de mierda con menos cerebro que un mosquito. ¡Sí, los hay de éstos! ¡En chicos y en chicas! De todos modos, insisto en que esto sólo es mi opinión.

Otro punto importante es la elección de la sesión. No es una buena decisión guiarse por las fotos que algún fotógrafo se ponga en su Instagram, su Facebook, los "Likes" que tengan o los comentarios que ponga la gente. ¡Por favor, un poco de personalidad más seria! . Las redes sociales actualmente, en este auge y moda actual, están eclipsando el uso del sentido común y el pensamiento, y ya parece que las redes sociales piensan incluso por la gente. No se puede medir la calidad de un fotógrafo por los seguidores que tiene, por los "likes" que le dan o los comentarios. ¡Hacer la medición por estos factores es una desastre! . Con este barómetro es lógico las malas experiencias y accidentes que algunas chicas me han explicado que han sufrido.

La gente se ha vuelto cada vez más independiente, ha perdido la capacidad de conversación, y la comunicación es el punto más importante en la seguridad. La gente ya no llama. Te envía whatsapp, sin darse cuenta que con el texto escrito no conozco con qué tono de voz me lo dice, no sé si tartamudea, si está nervioso o no, si ha sido respuesta espontánea o preparada. Me importa una mierda el whatsapp, y no tengo whatsapp, ni quiero, ni hablo por whatsapp. ¡Ni sé cómo funciona! Es tan fácil como llamar y hablar.

Si se pierden estas capacidades y estas habilidades humanas, aumenta sí el riesgo y los peligros. ¡En todo! ¡En cualquier campo de la vida!. La comunicación es esencial.

Por último, cabe mencionar hablando de los peligros es el estado en el que se encuentran las personas. Nunca jamás se debe de practicar bondage si las personas están borrachas o han bebido alcohol, aunque sea un estúpido cubata.

Nunca se debe de practicar bondage con personas que están bajo los efectos de las drogas, drogados, bajo los efectos del alcohol o sustancias estupefacientes. ¡Ni tan siquiera un porro! Se debe de estar en estado sano y lúcido, con plenas facultades físicas y mentales. Si algún gilipollas dice que no puede esperar y necesita drogarse, ¡NO hay sesión! ¡Jamás! El peligro es muy alto con este tipo de personas adictas que demuestren usar muy poco el sentido común. Nunca se debe de practicar bondage en estas condiciones.

Nunca se debe tampoco hacer bondage con alguien que está bajo los efectos de cualquier sustancia que altere el comportamiento de las personas. Yo recuerdo una vez que vino una modelo para una sesión con malos síntomas. Nos contó que se había ido de fiesta, se había pasado toda la noche con mil locuras, vino sin comer, agotada, y con las secuelas típicas de pasarse de fiesta, y decidí no hacer la sesión con ella.

Estos conceptos básicos que os he explicado, aplicados a vuestra propia forma de ser, quizá os ayuden a evitar y tratar mejor los conceptos de peligro, sí reales, y no centranos en las estupideces que muchas veces son sólo productos del desconocimiento, la ignorancia, y los prejuicios.

30 marzo 2018.

Una soldado enemiga atada en nuestro campamento

Atrapamos una soldado enemiga en nuestro campamento. La vimos venir de lejos gracias a los excelentes puntos de vigía que tenemos para defender nuestras posiciones, y ella no opuso resistencia.

Nos indicaba que podía escapar por su buena forma física. La solución fue sacar las cuerdas. Atamos primero sus piernas en frogtied, separadas, muy dobladas, con el talón a punto de tocar las nalgas a cada lado. Justo al tenerla con las piernas atadas, atamos rápidamente sus brazos a la espalda, por muñecas, antebrazos y codos.

Le pusimos una mordaza ballgag roja, y comenzamos a hacerle fotos.

28 marzo 2018.

Bondage outdoor atada en el bosque

Seguimos grabando en vídeo nuestra serie de bondage militar, que vamos avanzando poco a poco, y vimos este árbol.

Nos gustó, y decidimos hacer una sesión fácil atada en el bosque.

La posición elegida fue Alexia atada subida al árbol, con los brazos atados a la espalda, y una cuerda atada a la rama posterior alejando sus brazos del cuerpo con la suficiente tensión de crear la indefensión. Atamos una pierna a una bifurcación del tronco, apretada contra el árbol, y la otra pierna atada con un margen de movilidad, pero lejana del suelo y sin alcanzar los nudos de las ataduras, y amordazada con un ballgag.

23 marzo 2018.

Entrevista con Jerome Duplessis, pionero del bondage en Francia

Hemos publicado una nueva entrevista de bondage con Jerome Duplessis, uno de los grandes nombres históricos del bondage francés. Tuvo dos webs muy famosas de mucho éxito, CaptiveCulture y LatexCulture, creadas en el año 2000, y que cerró más de quince años después por una grave enfermedad que tuvo Jerome.

Fue uno de los pioneros del bondage en Francia, cuando en aquella época el bondage era una aventura humana.

Con Jerome hemos hablado de muchos detalles que os sorprenderán en esta genial entrevista, y os ayudarán a entender mucho mejor el bondage.

17 marzo 2018.

Atada en un poste en la montaña

Esta semana nos dimos cuenta de que hace muchos meses que no hacemos fotos bondage atada en un poste, y aporvechando una excursión de entrenamiento por las montañas decidimos hacer una sesión con Alexia atada al poste.

El posado atada recta en un poste nos encanta, y pronto haremos alguna sesión parecida, pero en este caso decidimos darle algún toque distinto, e hicimos una pierna atada al poste y otra pierna atada en frogtied levantada hacia arriba.

Fue una sesión calmada y divertida, y al terminar continuamos con nuestra excursión y nuestro entreno.

15 marzo 2018.

Hard suspension en la viga de un taller de bicicletas

Hoy os hemos publicado una galería de una suspensión muy dura que sólo podemos hacer entre Alexia y yo. ¡No repetirla! ¡No copiarla! ¡Insisto! No hacer jamás esta suspensión. ¡Con nadie!

Esta es una de esas únicas historias que son sólo de Alexia y yo, porque esta suspensión requiere veinte años de experiencia, es confianza, es máximo sacrificio, y mucha capacidad mental de concentración, y es horroroso para las muñecas. ¡Es cierto! ¡No repetirla, ni copiarla!

Se necesita una personalidad muy especial y singular, y os explicamos muchos detalles dentro de la galería.

08 marzo 2018.

 

 

 

© 2017 - 2018 Exotic Bondage.com