Tipos diferentes de bondage

Hay muchos tipos de bondage, y explicarlos con detenimiento nos podría ocupar muchas páginas, así que aquí os pongo una resumida presentación con los tipos de bondage más habituales.

El primero que os explico es el hogtied, que traducido al español sería la "atadura del cerdo" , porque es la posición en la que se ataban antiguamente los cerdos cuando se transportaban sobre maderas, o se dejaban colgando. Trasladado al campo de las personas, son las manos atadas a la espalda, los pies atados juntos, y con una cuerda se une manos y tobillos muy cerca, de tal forma que la persona queda con las piernas dobladas y los talones casi a la misma altura del culo .

Es una atadura muy popular, muy efectiva, erótica en las fantasías sexuales, y que se hace con apenas tres cuerdas, por lo que no se necesita ser ningún experto.

El outdoor bondage es otra temática con muchos adeptos en todo el mundo, por la elegancia y vistosidad de los escenarios. Como dice la propia palabra "outdoor", es exteriores , es decir, bosques, ríos, montañas, prados, árboles, jardines, y cualquier otro rincón que sea fuera de casa. Esta práctica conlleva lógicamente destinar un tiempo en el desplazamiento, y tiene el peligro añadido de la gente, que está por todos sitios y cada vez vivimos en una sociedad más peligrosa con mayor número de idiotas y psicópatas.

Estos riesgos se deben siempre de tener en cuenta, y nosotros en las sesiones outdoor siempre adoptamos las medidas de prevención necesarias. Los imbéciles están en todos sitios. Son como una plaga, y hay que tenerlo en cuenta cuando se hace outdoor. Nosotros siempre lo tenemos en cuenta.

El selfbondage es otro tipo de bondage, que consigue en atarse uno mismo, o una misma. Si bajáis apenas cinco posts más abajo, o quizá ya en la página siguiente según la altura que se encuentre este post cuando lo leas, veréis un artículo dedicado exclusivamente al selfbondage.

El shibari es otra modalidad de bondage, aunque en España hay un montón de errónea confusión por el uso comercial que ha hecho de esta temática determinadas personas. España es un país con muy poca cultura en muchos campos, y las grandes vanidades, sumadas a los prejuicios e ignorancias de esta sociedad, no ayudan en absoluto.

El shibari es un bondage que busca mucho la estética, la belleza de las cuerdas, usa mucho las suspensiones, pero para mí el shibari, en sus formas más presuntuosas, es un exceso de vanidad de los atadores. Creo que se olvida de la modelo, porque cuando la gente mira las fotos piensa más en el nombre del atador que en la modelo, y yo eso no lo comparto. En deportes los protagonistas son los deportistas. En opiniones los protagonistas son el público. En bondage los protagonistas son las modelos.

El kinbaku es superior al shibari. Es distinto. El kinbaku usa mucha cuerda, también puede ser muy estético, incluso mucho más que el shibari, pero su diferencia sobre todo es la dureza. El kinbaku es una forma de ataduras extremas, que busca el castigo, el dolor y el sufrimiento. Es sólo recomendable para personas con mucha fuerza y resistencia a estas duras sensaciones.

El tape bondage consiste en atar con cinta de precintar. Es también una práctica bastante habitual, porque comprar un rollo de cinta es barato , discreto, fácil y rápido. Se utiliza muchísimo como mordaza, que es el tape gagged. Hay muchos tipos de cinta, e incluso cada rollo es distinto. Algunos tienen una capacidad adhesiva que no se nota. Se desenganchan solos. Otros, por el contrario, tienen una cola que se engancha muy fuerte. Es cuestión de mirar cada rollo, uno a uno, porque sus propiedades se alteran según la condiciones a las que están sometidos (calor, frío, etc).

La momificación dentro del campo de bondage se hace con cinta de precintar también, colocando ropa debajo de la cinta (es decir, con la modelo vestida) o colocando primero film transparente, que en inglés se dice "plastic wrap". No se suele hacer con vendas porque es mucho más cara, y consiste en atar en la misma posicion de las antiguas momias , para entendernos. Es un bondage que se debe de practicar con mucho sentido común. Por ejemplo, el film transparente debajo de la cinta crea vapor porque no deja transpirar, y cuando se quita al final de la sesión puede estar empapado de vapor en muchos trozos, según si es verano o invierno. No es recomendable hacerlo en verano. No se puede jamás tapar las fosas nasales. La persona debe de respirar con total normalidad. No se puede colocar cinta en el cuello, y no se puede apretar nada el cuello, para esas personas que practican la momificación desde la planta de los pies hasta la cabeza. ¡Y muchos consejos más!. Es una práctica peligrosa que tiene que hacerse con cuidado.

La suspensión es una persona atada suspendida en el aire , sin tocar suelo. Las suspensiones no son shibari. No cometer este error. Es cierto que el shibari usa muchas veces la suspensión, pero una suspensión es una suspensión. Consiste en atar a la persona de alguna viga, una rama, anclajes en el techo, o cualquier otro firme y sólido apoyo que consiga que la persona está atada en el aire, sin tocar suelo. Requiere de mucha práctica y experiencia, y no debe de practicarse sin experiencia en bondage. Una cuerda mal puesta puede causar mucho dolor, o incluso alguna lesión, y hay auténticas salvajadas en esta modalidad, de gente que no tienen ni puta idea de lo que están haciendo. La vanidad , la prepotencia, los aires de grandeza o una actitud de divo o divas presuntuosas, son riesgos peligrosos para la suspensión.

Estos son los tipos de bondage más habituales, aunque todavía hay muchas otras modalidades, que os explicaré en otro segundo artículo.

05 marzo 2018.

Atada en un jacuzzi

Este febrero ha sido un mes de mucho frío, y justo esta semana ha entrado una ola de frío siberiano que ha dado un par de días de frío muy fuerte.

Nosotros teníamos ganas de hacer una sesión de fotos de bondage atada en el agua, para nuestra categoría Water Bondage propia, pero en exteriores es para pillar pulmonía con este frío, así que fuimos a un hotel para hacer una sesión bondage atada dentro del jacuzzi, con las burbujas en las fotos.

Encontramos un jacuzzi que no es bonito, pero nuestra idea era centrarnos en estar atada en el agua, y el jacuzzi ofrece las grandes ventajas de las burbujas.

02 marzo 2018.

Atada en un boxing ring que fue propiedad de Jorge Lorenzo

Hicimos una sesión bondage con Alexia atada en este boxing ring que hace años fue propiedad del mítico Jorge Lorenzo, tricampeón del Mundo de Motociclismo de MotoGP, por resaltar algunos de sus muchos títulos, todavía en activo.

Por lo visto, este mítico piloto tenía un ring de boxeo, lo vendió hace unos años, y os demostramos que es verdad.

Esta sesión es con Alexia atada en el centro del ring, justo sobre los números 99 de esta leyenda del motociclismo, atada de pie, e inmóvil en el centro por cuatro cuerdas cada una a un poste, y cada una de estas cuerdas rodeaba a Alexia por la cintura.

26 febrero 2018.

Suspensión atada y curvada encima de un neumático

Decidimos hacer una suspensión diferente del estilo clásico. En una esquina vimos neumáticos que se usan para entrenar en el gimnasio, y la idea fue suspender el neumático con la modelo atada encima, boca arriba y con la curvatura del neumático.

Es un posado difícil que se necesita modelos profesionales como Alexia, que tienen además buena flexibilidad, mucha experiencia y capacidad de resistencia, porque la posición es dura.

No es una posición cómoda, y es de tiempo muy limitado. La experiencia y la excelente profesionalidad de Alexia es de máximo nivel para poder hacer esta sesión.

24 febrero 2018.

Niki Stern es una nueva modelo en la categoría de Gym Bondage

Niki Stern es una nueva modelo, que ha debutado en su primera experiencia de bondage profesional con nuestras sesiones de bondage en el gimnasio.

Ha sido una tarde divertida con tres sesiones buenas de bondage. Lógicamente, era su primera experiencia con las cuerdas, y por lo tanto las sesiones estaban ajustadas a su medida, lo cual es una norma de seguridad de sentido común, como ocurre cuando se conduce por primera vez.

Fue una sesión atada en la esquina de un boxing ring , otra sesión atada en la máquina de musculación, y la tercera sesión fue bondage en equilibrio.

21 febrero 2018.

Bondage atada en una cascada

Volvimos a hacer una nueva sesión bondage atada en el cascada. Esta vez, más complicada. Esta vez, en el centro de la cascada, bajo el agua.

Nos encantan estas sesiones. Alexia es una modelo increíble, y tenemos mucha experiencia en esta temática. Yo jugaba en mi infancia en ríos, bosques y montañas, y sé que la naturaleza pide máximo respeto.

Alexia tenía todo su cuerpo rodeado con las cuerdas rojas, atada con los brazos a la espalda, y amordazada con un bozal de bola verde brillante porque en ese tono destacaba con el agua, y se veía muy bien la mordaza entre el agua de la cascada.

19 febrero 2018.

Los riesgos de selfbondage, es decir, atarse uno/a mismo/a

Selfbondage es una modalidad de bondage que consigue en atarse uno mismo, o atarse una misma. En ocasiones lo podéis encontrar escrito como autobondage, pero el nombre real es selfbondage. Es un nombre muy fácil. No hace falta saber inglés , no es necesario estudiar para aprenderlo , y tampoco se debe de ser ninguna eminencia intelectual . ¡Selfbondage! ¡Simple!.

Esta modalidad de bondage lo practican muchas personas que no tienen pareja, no tienen con quién practicar su fantasía favorita, y no pueden esperar . En todo el mundo hay millones de personas que practican las ataduras en su vida real, y a un gran porcentaje le gusta ser atados, o atadas. El recurso de estas personas sin pareja para satisfacer su fantasía es atarse ellos o ellas mismas.

En una abrumadora mayoría de personas se practica con la forma correcta, que es atarse hasta el límite recomendable por el sentido común que se supone tenemos todas las personas, y el resto de ataduras propias simularlas. Las personas pueden atarse las piernas, los tobillos o la polla . Masturbarse con los ojos vendados, o con las piernas atadas, muy bien atadas, o incluso mirarse al espejo cuando se amordazan ellos o ellas mismas, es muy común y habitual en este sector. También es habitual usar aquellos modelos de esposas que pueden abrirse con la apertura de seguridad, o ciertos tipos de muñequeras.

Este comportamiento es bastante lógico, practicado decenas de miles de veces cada día, y perfectamente normal. ¡No permito los estúpidos puritanismos ideológicos que nos pretenden hacer creer que la gente folla haciendo el misionero, un besito y un cariño! ¡Y una mierda! .

Sin embargo, el selfbondage comporta un peligroso riesgo cuando es completo y extremo. Esto es totalmente desaconsejable. Hay muchos tutoriales en internet donde se puede ver y aprender al detalle cómo se puede conseguir un excelente selfbondage, con vídeos que alcanzan los centenares de miles de reproducciones.

Hay que reconocer que algunos de estos vídeos están muy bien hechos. Ha avanzado mucho la práctica del selfbondage. Ya no es aquella vieja historia, muy peligrosa por cierto, del nudo corredizo y que no se debe de practicar por el riesgo a cortar el riego sanguíneo. ¡No! Hoy en día hay vídeos donde se puede ver escenas de un selfbondage muy sofisticado, con ingenios de poleas por las que se pueden tensar las cuerdas, mandos de control remoto que pueden empujar las cuerdas hacia arriba al tiempo que las cierran para conseguir unas perfectas ataduras, llaves de esposas que a través de contrapesos suben hasta ser inalcanzables, aparatos de apertura retardada que no permiten desatarse hasta que se habrán solos al cabo del tiempo especificado, y otros ejemplos.

La tecnología, y el sector de la industria pornográfica, también se han incorporado a este sector, debido al alto consumo en una sociedad cada vez más incomunicada e independiente.

Cuando se visualizan estos vídeos hay que usar la cabeza, el sentido común, el uso de la razón, y hay que saber que las personas que ves en el vídeo haciéndose un selfbondage muy logrado no están solas. Son vídeos la mayoría profesionales, y tienen una persona por lo menos junto a ellas que les va a desatar. Sin embargo, practicar un selfbondage completo solos o solas es muy peligroso, y no se debe de hacer nunca. El riesgo de no poder desatarse es real. Puede existir una situación de riesgo en la vivienda, un incendio, una alarma, y entonces no poder escapar. Puede haber riesgo alto de morir de asfixia por estar un excesivo periodo de tiempo prolongado amordazados o amordazadas, y este tiempo se acorta si la persona se asusta, se pone nerviosa o se agota físicamente. Puede haber el riesgo de que nadie les encuentre, en el caso de personas que viven solas, y morir de inanición. Puede existir la situación de encontrarse mal, mareos, naúseas, agotamiento, etc, y agravarse con fatales consecuencias.

Son situaciones terribles, y os lo voy a decir muy claro. No hay que ser idiota y volverse loco por una fantasía. ¡Calma! ¡Tranquilidad! Hay millones de personas que les gusta el bondage y las ataduras, y hoy en día, con las redes sociales, foros y mil cosas más, es muy sencillo. Sólo hay que tener paciencia, y aguantar un poco la gente. Hay mucho imbécil por el camino ¡sí! ¡es cierto!. Hay mucha gente impresentable, irresponsable y vergonzosa, que hace perder el tiempo , pero rendirse es hacer que toda esta tropa de capullos y capullas ¡que los hay en ambos sexos! se queden contentos.

¡Una mierda! Las batallas se libran sin piedad, y se responde con contundencia . Me he encontrado en toda mi vida centenares de estas personas asquerosas . ¡Sí! ¡Las hay! ¡Muchas! ¡Un montón! ¡Son una plaga repugnante que nunca se acaban! ¡Parece que crían como cucarachas! Aprendí hace muchos años, ya en mis primerizos combates, que el miedo es un arma de defensa que nos hace ir hacia delante. Hay que ser competitivos, decididos, valientes, con carácter, con personalidad, y todos los miles de imbéciles que te salgan por el camino son batallas que nos hacen mejores, más fuertes, que consiguen superarnos a nosotros mismos, y mismas. Hay miles de millones de personas en el mundo. ¡Paciencia!.

En una sociedad avanzada, moderna, libre, abierta, y respetuosa, hay mucha gente que habla de bondage, y que comparte libre y voluntariamente, en estado sano, lúcido y en su mayoría de edad, sus fantasías, y el bondage tiene millones de seguidores . ¡Yo lo confirmo sin ninguna duda! Hay millones de opciones de conocer alguna persona interesante, pero es innegable que se pierden todas las opciones sentados en la sofá viendo la televisión . ¡Hay que moverse!.

Mientras tanto, recordar que en selfbondage por encima de todo siempre se debe de usar el sentido común, la inteligencia, el pensamiento y el razonamiento. ¡Indiscutible! Es el único método para practicar solos y solas, las personas sin pareja, el selfbondage de manera segura.

17 febrero 2018.

Alexia atada y amordazada en el centro del río

En el amplio listado de posibles sesiones para la categoría de bondage atada en el agua había previsto hacer las fotos dentro de un río, en el centro.

La amplitud del río ofrecía un bonito escenario, y muy variado. En algunas zonas parecían formarse remólinos, pero en realidad estos efectos corresponden a irregularidades del suelo, porque quizá hay debajo del agua una roca o una elevación de suelo.

No es una sesión para modelos inseguras, miedosa o que siempre tiene dudas. Es una sesión para modelos divertidas, tranquilas, fuertes y muy valientes, y Alexia es una modelo de prestigio extraordinaria.

15 febrero 2018.

Atada en un banco de sentarse en las calles de las ciudades

Siempre busco variar los escenarios, que sean distintos, originales, y pensé en hacer una sesión atada en un banco de sentarse en las calles de Barcelona.

La única dificultad de esta sesión es la gente, en una ciudad desbordada por el turismo, llena de gente por todos sitios con el móvil haciendo fotos de todo tipo, al plato, al vaso de agua, a la uña que se le ha roto, y decenas de miles de aberrantes imágenes, absurdas y sin sentido, que tan sólo consiguen dañar a este bello arte de la fotografía.

Pudimos hacer las fotos en un banco en un parque tranquilo, en fechas de invierno con una temperatura agradable.

12 febrero 2018.

Bondage Carnaval con Caperucita Roja atada

Llega un nuevo BounDays, con el Carnaval Bondage a nuestro estilo. Pensaba en cómo celebrarlo, algo divertido, simpático, paseando por la tranquilidad de las montañas cuando, de repente, me encontré a Caperucita Roja. ¡Que sorpresa! ¡Que ilusión! ¡Que casualidad, también es cierto! ¡Que fácil fue verla! También es cierto que vestir una capa roja destellante no podemos decir que sea ir de camuflaje por el bosque.

Le pregunté dónde iba, y me contestó que a casa de su abuelita. ¡Hay que joderse! Siempre va a casa de su abuelita.

Con esta historia comenzamos nuestro BounDays de Carnaval.

10 febrero 2018.

La maldita hipocresía de la sociedad

En mi trabajo vinculado al periodismo hice un experimento las últimas semanas del año 2017 para ser exactos. Durante varias coberturas y reportajes quise saber si estaban dispuestos, y dispuestas, a responder preguntas relacionadas con la hipocresía de la sociedad en verso al sexo. Salvo dos o tres personas, todas las personas de ambos sexos aceptaron encantados .

Les pregunté durante estas semanas, a unas doscientas personas más o menos calculo, de ambos sexos y todas mayores de edad, si miran porno, o webs de contenido adulto, y ganó por mayoría absoluta el "no". ¡Una paliza abrumadora! ¡Incontestable la victoria del "no"!. Es curioso. Nadie mira porno, pero los números económicos de este sector son impresionantes . Os podría enumerar un listado de no terminar nunca, pero por ejemplo en Estados Unidos la industria pornográfica genera mucho más movimiento económico que la prestigiosa NBA y la Liga Profesional de Beisbol juntas, dos deportes muy importantes en ese país. ¡Pero nadie mira porno! ¡Eso dicen! .

Para dejar más fácil las respuestas, no les pregunto entonces por porno. Simplemente, les pregunto por si miran webs de contenido erótico, o fantasía, como puede ser bondage . También dicen que no. ¡Tampoco! La gente se mira los teletubbies, Barrio Sésamo y los vídeos de gatitos .

¡Un tercer intento! ¡Ahora hablando de la televisión! ¡Una pregunta sencilla! ¡Ni porno ni erótica!. Sólo les pregunto si miraron por televisión la espantosa película "50 sombras de Grey", emitida por TeleCinco las semanas previas a mi reportaje, y por sus respuestas casi nadie la vio. Sin embargo, la realidad dice que esta película, nefasta por cierto, fue la película más vista en el 2017 de todas las emitidas en las televisiones españolas, reuniendo a 4.627.000 espectadores con una cuota de pantalla del 26,5%. ¡No tan sólo esta estadística! Es el título más visto en los últimos dos años, es decir, con el 2016 incluido. ¡Pero nadie la vio!. Supongo que los índices indican que había cuatro millones de espectadores con la televisión encendida, pero quizá estuvieron dos horas cagando en el lavabo.

La penúltima cuestión es una reflexión sobre si consideran que vivimos en una sociedad llena de hipocresía, y también si creen acertado afirmar que la gente no se atreve a confesar que consume este contenido. ¡Increíble! ¡Ahora gana por paliza brutal el "sí"! ¡La mayor paliza de todas! Tan sólo dos personas no están de acuerdo. ¡Eso sí, todo el mundo están de acuerdo en que respetan las libertades de quien lo quiera hacer o lo quiera mirar! ¡Todos y todas coinciden sin excepción!.

La última pregunta, con aquel estilo cómplice, atrevido e implicado, que tanto me gusta en periodismo, les pregunto si cabe la posibilidad de que alguna de sus respuestas, o un trozo de sus respuestas, tengan un poco de mentira, y casi la mitad de todas las personas reconocen entre timidez que a lo mejor sí puede haber alguna pequeña mentira.

Toda esta realidad, extensible a la sociedad completa, no nos puede hacer quedarnos indiferentes. Contra la hipocresía no podemos quedarnos quietos. La hipocresía actual reinante viene impuesta por una ideología arcaica, de una mentalidad prehistórica, propia de los trogloditas y los neandertales, llena de tabúes, de prejuicios, de estupideces que inculcaron a su gusto moralistas necios hace siglos, pero que lamentablemente sigue vigente.

La hipocresía es un lastre para la cultura, y yo no lo permito. Yo no hablo con hipócritas, no trabajo con hipócritas, me repugnan los hipócritas, y desprecio los hipócritas. Me parece vergonzoso, y es muy triste que por culpa de todos estos indeseables las personas no se atrevan a responder con total libertad. No pueden decir la verdad. No pueden responder con sinceridad. No pueden tener una conversación abierta, natural, espontánea y extrovertida. ¡No pueden! Porque entra entonces el factor del miedo al "qué dirán" o "que pensaran! , la maldita hipocresía de la sociedad.

Esta hipocresía de la sociedad se ha transformado en un tribunal de la vida cotidiana que somete bajo su tiranía a todo tipo de personas. Por culpa de la hipocresía las personas hablan teniendo en cuenta lo que dirán los demás, lo que pensarán los demás de nosotros, sin dejar sernos nosotros mismos, y esto es inadmisible.

Supongo que recordáis las cinco preguntas del reportaje en este artículo. Supongo que recordáis el alto número de personas que, en alguna de éstas, han reconocido mentir. Ahora respondo yo .

De la primera… Por supuesto que sí que miro porno y webs de contenido adulto. Hoy en día este sector ha avanzado mucho. Me sorprende la incorporación de la tecnología en este sector. Me sorprende también estas películas que se hacen en unos escenarios increíbles, pudiendo recrear todo tipo de lugares, desde quirófanos, hospitales, prisiones, casas con piscinas fabulosas, gimnasios, barcos, y cualquier lugar. Ningún escenario se resiste al porno o erotismo.

No lo olvidéis… el consumo de la industria porno, erótico y productos sexuales, supera todos los otros sectores de la sociedad. Es uno de los tres grandes negocios a nivel mundial. Mueve centenares de miles de millones de euros al año, se compran millones de artículos, y me gustaría saber si habéis pensado alguna vez, u os habéis preguntado a vosotros y vosotras mismas, cuántas personas follan al día en todo el mundo. ¡Millones! Sí, según la hipocresía todos por amor, rosas, flores, besitos y un cariño ¡Que bonito! ¡Por supuesto que no me lo creo! ¡La hipocresía se puede ir a la mierda! .

La gente mira porno… Mucho… ¡A millones! ¡Hombres y cada vez más mujeres! ¡Sin ninguna duda!... Y no es ningún escándalo, porque estamos ya en la segunda década del siglo XXI si alguien no se ha enterado. ¡No estamos en la Edad de Piedra!.

De la segunda… sobre si miro contenido erótico que no sea porno, creo que está muy claro con decir que hago fotos bondage y tengo web bondage. Lo que no miro son los teletubbies .

La tercera… 50 sombras de Grey me parece una película ridícula, con un marketing agresivo que sólo busco esa parte morbosa y sexual de una fantasía, mal buscado por cierto, y demostrando que no tienen ni idea de la temática. Sólo es un marketing que, curiosamente, ha acertado de lleno al tener en cuenta la hipocresía. Sabían que la gente la miraría, que sería un éxito de público, y de televisión, como así fue.

La cuarta… estoy plenamente convencido de que esta sociedad vive rodeada y atada por la hipocresía. ¡Muy bien atada! Las personas se han dejado someter a los hipócritas. Obedecen, callan y se comportan como dicta la hipocresía. Para mí, ¡que se follen a la hipocresía! Los que dictan las normas sociales son curiosamente los primeros en no cumplirlas.

La quinta y último… no he mentido lo más mínimo en ninguna respuesta. Me ha faltado en todo caso añadir un detalle. ¡Chicos y chicas! ¡Hombres y mujeres! ¡El tiempo concedido para vivir es limitado! ¡90 años es muy poco tiempo! ¡No lo arruines, no lo desperdicies! ¡Todo el tiempo perdido no volverá! ¡Elige! ¡ Sé tú mismo/a, o vive bajo el yugo de la hipocresía! ¡Tú decides!.

08 febrero 2018.

Atada en la entrada del antiguo castillo

Nos habíamos recorrido más de 200 kilómetros de ida y vuelta, y al encontrar este castillo aprovechamos a hacer varias sesiones de fotos bondage. No vamos a darnos esta paliza de viaje sólo para una sesión de outdoor o en este castillo.

Ya habíamos hecho dos sesiones en este castillo, atada en sus gigantescos arcos que podéis ver en la web y atada en las escaleras frente ese quizá campanario.

La tercera sesión bondage atada donde debió de estar la puerta, amordazada, sentada en el castillo fue en la entrada del castillo, con un enfoque en el que se ve las escaleras y el escenario de la sesión anterior.

07 febrero 2018.

Atada bondage en este antiguo castillo medieval

Hemos actualizado las fotos de la primera galería de bondage atada en este antiguo castillo, poniendo nuevas fotos atada en suspensión en sus arcos.

Al mismo tiempo, hemos publicado esta segunda galería. Nos gustó también esta otra parte del castillo para bondage. Era una escena con mucho encanto, con esas escaleras de piedras adornadas por la propia naturaleza con sus bajas hierbas verdes, el edificio que debió de ser un campanario, su ventana redonda, el arco de su puerta, y Alexia atada y amordazada en las escaleras dentro de ese ambiente medieval.

Salió una sesión muy guapa.

03 febrero 2018.

Bondage y deporte atada

Buscamos ideas originales, diferentes, divertidas, y en esta ocasión se nos ocurrió hacer una sesión de bondage y deporte ¡todo junto!, con Alexia practicando deporte atada, corriendo con los brazos atados a la espalda y los ojos vendados.

Las fotos estaban muy claras en mis ideas. Tenían que ser en movimiento, con las dos piernas al vuelo, sin tocar el suelo, que son signo de velocidad, y con la sombra completa saliendo en la foto.

Como fotógrafo es una foto muy fácil de hacer. La mayor dificultad es para la modelo, que tiene que correr y saltar atada y con los ojos vendados, y es cansado.

02 febrero 2018.

Bondage atada en la orilla dentro del agua

Después de haber hecho la primer sesión del día en la arena, fuimos al agua. Soplaba un poco de viento seco, muy leve, que levantaba un mínimo oleaje y que nos dio algunas fotos muy divertidas.

Atamos a Alexia con muchas cuerdas por todo su cuerpo, los brazos atados a la espalda, cuerdas atadas por la cintura, y amordazada con esa mordaza ballgag de color rosa que nos gusta mucho su tonalidad en ese ambiente outdoor en la playa.

Se tumbó en la orilla, justo ya dentro del territorio del mar, donde llegaban las tímidas olas, y comenzamos a hacer las fotos, que salieron maravillosas.

31 enero 2018.

 

 

 

© 2017 - 2018 Exotic Bondage.com