Estos días hemos conocido una nueva modelo, Katy Boom Boom, encantadora y muy simpática, que quería experimentar las sensaciones del bondage. Es su primera experiencia con el bondage, y por lo tanto hicimos una posición bonita y tranquila, que es lo que dicta el sentido común. Para llegar a esta conclusión no hace falta tener experiencia. Es de sentido común, repito.

En una primera sesión no es recomendable comenzar con una suspensión. Las personas deben de ir conociendo las sensaciones de las ataduras, y todos los detalles que comportan una sesión bondage.

Os hemos publicado tres fotos ataday amordazada frente un viejo piano, buscando que estuviera muy cómoda. Es una posición incluso relajante, y fue divertida.

He publicado tres fotos de esta sesión, y las fotos están retocadas oscureciendo los laterales del escenario, porque el local está demasiado lleno de objetos apilados por todos los rincones como si fuera un trastero, debido a su limitado espacio. Hubiera quedado precioso con un fondo de pared y laterales limpio, pero fue todo lo contrario, y por eso he decidido retocar las fotos oscuriendo el fondo, dejando sólo iluminado la modelo, las cuerdas y el piano.

Este local ya no lo usamos como escenario, porque no es estético para fotos.